Karen Rubi
Karen Rubi
Licenciada en Marketing y periodista por convicción. Administradora de la comunidad líder de cirugía plástica y medicina estética en México. Especializada en temas de belleza y tratamientos estéticos.
Creación: 29 feb 2016 · Actualización: 14 may 2019
Información verificada en colaboración con: Dr. Giuseppe Tanzillo Greco

Publicidad

Navegación

  • Introducción
  • ¿Qué es la abdominoplastia?
  • ¿Quién se puede realizar una abdominoplastia?
  • ¿Cómo elegir a mi cirujano?
  • ¿Cómo es la primera consulta?
  • ¿Qué tipos de abdominoplastia se pueden realizar?
  • Preparación para la intervención
  • ¿Cómo se realiza la abdominoplastia?
  • ¿Cómo es el postoperatorio?
  • La cicatriz de la abdominoplastia
  • Los resultados
  • Complicaciones tras una abdominoplastia
  • Preguntas frecuentes
  • Testimonios
  • Bibliografía
  • Colaboradores del tratamiento

Introducción

Es posible que después de un embarazo o tras perder mucho peso sea difícil que el estómago quede plano. En ocasiones, ni con deporte ni con una buena alimentación se puede eliminar el exceso de piel y grasa abdominal. Es en estos casos, donde a pesar de los esfuerzos ningún cambio es posible, la abdominoplastia se convierte en una buena solución. 

Según la ISAPSdurante el año 2016 se realizaron 38,121 abdominoplastias en México, situándose en el quinto puesto de las cirugías estéticas más realizadas tras el aumento de mamas, la liposucción, la reducción de mamas y el aumento más elevación de pecho.

¿Qué es la abdominoplastia?

La abdominoplastia es una operación quirúrgica que tiene como objetivo extirpar el exceso de piel y grasa de la parte media y baja del abdomen y reforzar la musculatura de la pared abdominal. Estos casos se suelen dar en pacientes que han tenido aumento de peso y pérdida posterior o en mujeres que han tenido varios embarazos. Con la abdominoplastia se consigue un abdomen más firme, plano y una cintura más estrecha.

Esta operación de cirugía estética permite reducir el aspecto abombado del abdomen pero hay que tener en cuenta que deja una cicatriz que dependiendo de la cirugía requerida para corregirlo, quedará más o menos larga.

El tipo de anestesia para realizar una abdominoplastia podrá ser general o local asistida por sedación
, la elección sera la más adecuada para cada caso y estará a cargo de tu cirujano y del equipo de anestesia que trabaje con él.

Los especialistas recomiendan una abdominoplastia o una miniabdominoplastia cuando la flaccidez cutánea abdominal no se retraería en caso de realizar una liposucción de abdomen. También, cuando después de los embarazos hay una distensión de la  musculatura abdominal que requiere una corrección.

¿Quién se puede realizar una abdominoplastia?

Los candidatos idóneos para la abdominoplastia suelen ser hombres o mujeres que cuentan con una figura bastante buena pero que tienen una acumulación de grasa o exceso de piel en el abdomen. Cuando esta zona no mejora ni con dieta ni ejercicio, suele ser indicada una cirugía del abdomen.

Esta cirugía se suele realizar en mujeres que han tenido varios embarazos. Tras estos, la piel y los músculos abdominales se pueden relajar y no llegar a recuperar el tono inicial. La abdominoplastia puede mejorar:

  • La diástasis abdominal
  • Las hernias abdominales
  • La cicatriz de la cesárea
  • La presencia de estrías por debajo del ombligo

También puede mejor la pérdida de elasticidad de la piel en gente mayor, situación frecuentemente asociada a una obesidad moderada.

En pacientes que deban perder mucho peso se recomienda posponer la cirugía. Esto también pasará con las pacientes que tengan pensado tener más hijos ya que durante la cirugía, se tensan los músculos verticales del abdomen y pueden volver a relajarse. Si existen cicatrices previas en el abdomen, esta cirugía puede estar contraindicada. En otros casos, la abdominoplastia consigue eliminar las cicatrices. Será el cirujano quién determinará los resultados de cada caso.

La abdominoplastia no está indicada en pacientes que presenten un exceso cutáneo (llamado faldón o dermochalasis) o alteraciones de la pared abdominal.

¿Cómo elegir a mi cirujano?

Al igual que con cualquier procedimiento de cirugía estética, la elección del cirujano es crucial para que la operación vaya bien y tenga excelentes resultados.

Como primer paso, te recomendamos que busques tu cirujano en la página web del CMCPER para asegurar que posee el Título de Especialista en Cirugía Plástica Estética y Reparadora en México.

También es importante buscar en internet. Lee las opiniones de los pacientes que ya se han operado y mira las imágenes de los resultados para hacerte una idea del tipo de trabajo que realiza este cirujano.*

Suele ser una buena opción contactar con varios cirujanos y acudir a varias consultas. Esto te permitirá escuchar diferentes puntos de vista, conocer las diferentes soluciones que te ofrecen y, especialmente, ver qué cirujano te hace sentir más cómodo y seguro. Es importante que elijas a alguien que te transmita seguridad. Una intervención de cirugía estética siempre se basa en una relación de confianza con el cirujano.

* Información importante: Tienes que tener en cuenta que el excelente resultado de una operación anterior no garantiza el éxito o los resultados de su futura intervención.

Preoperatorio abdominoplastia

Cirujana determinando la extensión de la acumulación de grasa y el tono de la piel

¿Cómo es la primera consulta?

En la primera visita con el cirujano se suele ver el estado de salud del paciente así como el tono de la piel en la zona del abdomen y la extensión de acumulación de grasa. Es importante que en esta consulta le expliques si eres fumador o tomas alguna medicación.

Intenta ser sincero con tus expectativas y pregúntale todas las dudas que tengas sobre la cirugía, las incisiones, las cicatrices y el postoperatorio. El cirujano te explicará las opciones más recomendadas para tu caso y los posibles riesgos o complicaciones.

En esta consulta también deberás hablar con el especialista sobre la anestesia que se utilizará en la operación y si será necesario que ingreses en la clínica. Aprovecha también para preguntar el precio total de la intervención y si incluye, por ejemplo, la faja postoperatoria.

Una buena forma de conocer el trabajo del cirujano es pidiéndole fotos de abdominoplastias de otros pacientes aunque hay que tener en cuenta, que cada caso tiene sus peculiaridades.

Cada caso es diferente, si tienes acumulación de grasa en la zona debajo del ombligo, puede ser suficiente la realización de una mini-abdominoplastia. Esta intervención se realiza en menos tiempo y tiene un periodo de estancia menor en la clínica. En otros casos, puede realizarse también una liposucción de las caderas para mejorar la silueta corporal. Será el cirujano plástico quien determinará cuál es el procedimiento óptimo para conseguir unos mejores resultados en cada paciente.

Tipos de abdominoplastia

Tipos de abdominoplastia

¿Qué tipos de abdominoplastia se pueden realizar?

No todos los cirujanos realizan el mismo tipo de abdominoplastia. Algunos prefieren una técnica en lugar de otra y es importante que hables con él sobre qué abdominoplastia va a realizarte según tus necesidades específicas ya que las cicatrices, el postoperatorio y el resultado pueden variar.

Las abdominoplastias que más se realizan son:

  • Abdominoplastia endoscópica: Se realiza en pacientes que tienen el abdomen abombado pero no exceso de piel. Se practican tres pequeñas incisiones cerca del pubis y se introduce una cámara que lleva a cabo una plicatura de los músculos rectos del abdomen. Por lo tanto, realiza una sutura para juntar los músculos del abdomen y eliminar el abombamiento. Si la paciente tiene una cicatriz de cesárea, la cirugía se puede realizar sin endoscopia a través de la misma cicatriz.
  • Miniabdominoplastia: Se realiza en pacientes que tienen algo de exceso de piel en el abdomen pero no suficiente para eliminar toda la piel desde el pubis hasta el ombligo.
  • Abdominiplastia clásica: Se realiza en la mayoría de los casos. Existe un abombamiento de la pared abdominal y un exceso de piel que se observa cuando el paciente se sienta. En este caso, se realiza una plicatura de los músculos rectos del abdomen y una trasposición del ombligo completamente.
  • Lipoabdominoplastia: Se utiliza esta técnica cuando además de abombamiento del abdomen y exceso de piel, también sobra grasa. En estos pacientes se realiza una cirugía combinada con una liposucción y una abdominoplastia modificada.
  • Abdominoplastia circular: Elimina en un solo procedimiento la piel sobrante del vientre, los muslos y las nalgas del paciente. Esta técnica está recomendada para aquellos pacientes que han sufrido una pérdida de peso bastante considerada, ya que la eliminación del exceso de piel (como se hace en la abdominoplastia tradicional) se realiza tanto en la parte anterior (vientre) como en la posterior (espalda baja).

Existe también la abdominoplastia inversa que es una técnica que se realiza en algunos pacientes que combinan cirugía de elevación o reducción de mama con grados leves de estiramiento de barriga. En este caso, se aprovechan las cicatrices del pecho para poder estirar la barriga.

Recomendaciones a seguir antes de una abdominoplastia

Recomendaciones a seguir antes de una abdominoplastia

Preparación para la intervención

Tan importante es seguir los cuidados postoperatorios como también, llegar a la operación en las mejores condiciones posibles. Por este motivo, es vital seguir las recomendaciones del cirujano para que el cuerpo y la piel estén totalmente preparados. Generalmente se recomienda:

  • Utilizar un jabón germicida para lavar todo el cuerpo y prevenir infecciones
  • No tomar aspirinas ni otros medicamentos que contengan salicilatos
  • No fumar ya que evita una buena cicatrización
  • Mantener la piel bien hidratada
  • Seguir una dieta que ayude a no retener líquidos

Además, es importante que antes de la operación hayas tenido las citas necesarias con el cirujano para solucionar todas tus dudas, una evaluación preoperatoria y una cita con el anestesista.

Es posible que algunas mujeres tengan que dejar de tomar anticonceptivos orales 1 mes antes de la abdominoplastia. Algunos pacientes también deberán perder peso para estar más cerca de su peso ideal y garantizar los resultados de la operación.

¿Cómo se realiza la abdominoplastia?

Una abdominoplastia suele durar entre 2 y 4 horas dependiendo de cada caso concreto y se suele realizar con anestesia general.

Cuando se trata de una mini-abdominoplastia o una liposucción abdominal, puede realizarse con anestesia local más sedación para que el paciente esté despierto pero sin sentir dolor. Si se realiza una mini-abdominoplastia, su duración máxima suele ser de 2 horas.

La abdominoplastia se realiza de la siguiente manera:

  1. Primero se realiza una incisión horizontal en la parte baja del abdomen, es decir, por encima del pubis. Según el grado de corrección que se vaya a realizar la incisión será más larga o tendrá una forma u otra.
  2. Una vez realizada la incisión, se juntan los músculos del abdomen para marcar la cintura. A continuación, se elimina la piel y la grasa sobrante para conseguir un abdomen plano.
  3. Las incisiones que se realizan para la abdominoplastia se pueden cerrar con suturas, adhesivos, cintas o grapas para piel.

Hay que resaltar que aunque después de la abdominoplastia quede una cicatriz, es una de las cirugías que más satisfacción aporta a los pacientes. La cicatriz se puede esconder ya que queda muy abajo.

Para mejorar los resultados de la abdominoplastia, se puede realizar una liposucción en los flancos o un injerto de grasa. La abdominoplastia también eliminará todas las estrías que se encuentren en la parte baja del abdomen.

¿Cómo es el postoperatorio?

La abdominoplastia es una intervención intensa, pero los dolores son variables y soportables. Tu cirujano te recetará analgésicos y el tratamiento adecuado para tu postoperatorio.

Debes tener en cuenta que en los primeros días el abdomen estará inflamado y puede ser que notes molestias que se irán aliviando con la medicación prescrita por tu cirujano. En algunas ocasiones, el paciente estará en la clínica unos días, dependerá de cada caso y lo acordado con el especialista.

Cuando te puedas duchar, el cirujano te indicará cómo tienes que hacerlo así como también, cómo tienes que cambiar los vendajes. Además, te recomendará que camines cuando estés más recuperada para evitar trombos venosos.

Tras una semana, el cirujano te retirará los puntos externos. En cuanto los puntos internos, pueden ser necesarias hasta 3 semanas. Es fundamental que lleves la faja postoperatoria día y noche durante un mes ya que es primordial para la recuperación y para moldear el cuerpo.

Volver a sentirse como antes puede llevar unas semanas. Si tu estado físico antes de la cirugía es bueno y tu musculatura abdominal es fuerte, la recuperación será más rápida. Es importante realizar ejercicio moderado ya que te ayudará a reducir la inflamación y tonificar los músculos.  

Algunas personas vuelven a su trabajo en unas 2 semanas, mientras que otras precisan 3 ó 4 semanas de reposo y recuperación.

La cicatriz de la abdominoplastia

Es importante saber que existen dos cicatrices posibles después de una abdominoplastia:

  • Una cicatriz suprapúbica (sobre el pubis)
  • Una cicatriz peri-umbilical (alrededor de ombligo), en los casos en que se realiza la transposición del ombligo

La cicatriz de la abdominoplastia clásica es una cicatriz extensa, pero por su diseño y localización queda oculta con la ropa interior o el bikini. Además, tras un periodo inicial de 6 a 10 meses en el que la cicatriz tiene un color rojizo, el tono de la misma va tornando progresivamente hacia el blanco con lo cual, cada vez es menos visible. 

El tiempo es en este caso nuestro gran aliado y cada año que pase la cicatriz será menos evidente. Es importante ir vigilando con el cirujano la correcta evolución. Además de la pericia del profesional, la capacidad de cicatrización del paciente es muy importante ya que no todas las personas cicatrizan de igual forma.

Algunos pacientes tienen cicatrices poco estéticas en la región abdominal causadas por intervenciones quirúrgicas previas
. A pesar de que no se puede hacer desaparecer completamente una cicatriz, sí se puede mejorar su aspecto con una nueva intervención en la que se extirpa la cicatriz y se vuelve a suturar. Estas operaciones se realizan normalmente bajo anestesia local con o sin sedación y no suele ser necesario ingresar al paciente. La intervención suele durar 1 hora y la recuperación es rápida.

Los resultados

Los resultados de la abdominoplastia son visibles desde el primer día. La piel del abdomen está tensa, el vientre es más plano y delgado, incluso si está hinchado durante los primeros meses. La primera semana tras la operación, es habitual sentir tirantez y tensión en el abdomen. Durante los primeros meses, es absolutamente normal notar también cierta insensibilidad e hinchazón.

Los pacientes generalmente están contentos con el resultado, lo que les permite sentirse mejor en su cuerpo y tener una mejor autoestima. Los resultados finales serán visibles después de un año y la cicatriz seguirá evolucionando durante los próximos dos años.

En la mayoría de los casos los resultados son definitivos, siempre y cuando se acompañe de una alimentación saludable y ejercicio físico
. Si eres realista con tus expectativas y eres capaz de tolerar la presencia de una cicatriz abdominal definitiva, aunque disimulable, y un periodo de recuperación largo, la abdominoplastia puede ser adecuada para ti.

Complicaciones tras una abdominoplastia

Todos los años se realizan cientos de abdominoplastias con éxito. Cuando es realizada por un cirujano plástico cualificado los resultados suelen ser muy buenos, sin embargo, siempre que se realiza una cirugía existen riegos. Las complicaciones tras la cirugía pueden ser:

  • Infección: se resuelve con antibióticos y drenaje, pero prolongará la estancia en la clínica.
  • Trombos venosos: se previenen moviendo las piernas y levantándose tan pronto como lo permita la cirugía. 

A veces, el resultado puede no ser el esperado por los pacientes, especialmente con respecto a la cicatriz, que puede ser demasiado visible, asimétrica, adherente o ascendente. En algunos casos, incluso puede volverse gruesa o convertirse en un queloide.

En ocasiones, los malos resultados se deben al ombligo que sale demasiado o que no está colocado correctamente, lo que da un resultado poco natural. Este descontento también puede deberse a un exceso de piel que no se ha eliminado.

Como ya hemos apuntado, si fumas debes dejarlo unas semanas antes de la cirugía ya que el tabaco aumenta la posibilidad de complicaciones y retrasa la cicatrización. 

Se puede reducir el riesgo de que surjan complicaciones siguiendo cuidadosamente las instrucciones del u cirujano plástico antes y después de la cirugía, es especial aquellas que se refieren a cuándo reanudar la actividad física.

Preguntas frecuentes

  • ¿Se pueden quitar las estrías del abdomen? Las estrías son la consecuencia de la ruptura de las fibras elásticas de la dermis por distensión de la piel como la que ocurre en los embarazos o en las ganancias temporales. Son verdaderas cicatrices y no pueden eliminarse. Sin embargo, la mayoría de las estrías se sitúan en la piel por debajo de la piel del ombligo, que es la zona del abdomen que habitualmente se extirpa; por tanto, tras la abdominoplastia se eliminan gran parte de las estrías del abdomen. 
  • ¿Qué sucede con el ombligo? En la abdominoplastia el ombligo se desinserta de la piel del abdomen y se vuelve a insertar una vez hemos realizado la extirpación cutánea. Esto nos permite conferir al ombligo un aspecto más juvenil acorde con la nueva forma del abdomen, así como corregir pequeñas hernias paraumbilicales existentes. Dependiendo de cuánta piel podamos extirpar, el orificio original del ombligo puede ser extirpado completamente (lo que sucede en la mayoría de los casos) o cerrarse dejando una mínima e imperceptible cicatriz.
  • ¿Se puede utilizar algún cosmético para ayudar a que las cicatrices mejoren? Hay que tener en cuenta que la cicatrización y resultado final depende de varios factores personales y de cada piel. No obstante, existen diversos tratamientos cosméticos que ayudan a que la cicatrización sea rápida y las marcas las mínimas.
  • ¿Cuánto tiempo se debe usar la faja? Tras una abdominoplastia es muy importante llevar una faja de compresión durante el primer mes.
  • ¿El resultado es definitivo? El resultado es definitivo, siempre y cuando el/la paciente siga unas pautas y recomendaciones.
  • ¿Cuánto hay que esperar tras dar a luz para hacerse una abdominoplastia? Hay que esperar unos 6 meses tras el parto. Como consecuencia del embarazo y la distensión abdominal, los músculos rectos abdominales se separarán entre sí (diástasis) y por ello su abdomen parecerá abombado y no plano como anteriormente. Esto se corrige mediante la unión de estos músculos mediante unas suturas especiales que se conocen como plicatura. Así tu vientre será plano y más fuerte.
  • ¿Es recomendable o se pueden hacer varias cirugías a la vez? Se pueden realizar varias cirugías a la vez para aprovechar el proceso postoperatorio y pasar por el solo una vez pero siempre hay que estudiar bien el caso y las condiciones del paciente ya que ante todo prima la seguridad.

Testimonios

“Mi recuperación fue muy rápida, no hubo dolores ni complicaciones y la verdad estoy muy satisfecha y feliz de haberlo hecho” Ver experiencia

Melina5 - Puebla (Ciudad), Puebla

“Estoy feliz con mi abdominoplastia.“ Ver experiencia

Barbienoble - Cuernavaca (Morelos), Morelos

“Mi abdominoplastia, lo mejor que pude haber hecho.” Ver experiencia

Marilupis - Guadalajara (Jalisco), Jalisco

“¡Es la mejor decisión que podía haber tomado!” Ver experiencia

Erika233 - Tepatitlan, Jalisco

"La información que aparece en esta web es solo orientativa y nunca puede sustituir la información que debe proporcionarte tu propio cirujano plástico, médico o especialista estético. Si estás valorando la posibilidad de realizarte algún tratamiento o intervención médica (también en caso de dudas o preguntas) dirígete directamente a tu médico especialista para que te proporcione la información correspondiente. Multiestetica no respalda ni recomienda ningún contenido, procedimiento, producto, opinión, profesional de la salud o cualquier otro material e información en esta guía o en cualquier parte de este sitio web."

Colaboradores del tratamiento